viernes, 31 de julio de 2015

Outfit #1: Falda Armani




Falda: Magdalena Vintage / Camiseta: Stradivarius / Cangrejeras: Gioseppo / Bolso: Pull & Bear.



Llevo toda la semana deseando publicar esta entrada porque me hace mucha ilusión enseñaros esta falda. Es la primera pieza de ropa que he hecho y la he llamado Falda Armani porque en la tienda de telas me dijeron que este diseño de rombos lo había creado Armani. 
Como os comentaba esta es la primera prenda de lo que he llamado Magdalena Vintage Style y que pretendo aúna todas esas piezas que desde ahora coseré yo misma y todos aquellos outfits que crearé a partir de estas.
Tenía un poco de miedo de meterme en el tema del patronaje porque me parecía muy difícil y que lo único que iba a conseguir era destrozar una tela, pero la verdad es que no, me ha gustado la experiencia y ver el resultado final de este primer proyecto me anima a seguir creando cosas chulas que enseñaros aquí. 
En esta ocasión os enseño esta falda recta con rombos rojos sobre fondo blanco. El tejido es ideal y apenas se arruga, ideal para el verano. Para cerrarla le puse una cremallera invisible y un botón, ambos rojos, en la parte trasera de la cinturilla, lo que hace que se ajuste perfectamente al cuerpo.
Yo la he combinado con  una camiseta blanca de Stradivarius, unas cangrejeras marrones de Gioseppo y un bolso mini de color rojo intenso de Pull & Bear.
Creo que es un tipo de falda a la que se le puede sacar mucho partido combinándola con prendas y accesorios más elegantes para una ocasión especial o más informales para la vida diaria, como es este caso.
Espero que os guste mi primera creación y que este post de moda os haya parecido interesante. ¡Besos!

jueves, 30 de julio de 2015

Cactus alargado con flores mini


Me apetecía mucho este proyecto. El amigurumi es una de las técnicas que más me gusta pues me permite crear con lana cualquier cosa imaginable. 
Una de las cosas que más me gusta hacer es plantas y en concreto, hacía bastante que no ganchillaba un cactus. ¿El porqué de este?
Mi hermano estuvo este mes de cumpleaños y es un fanático de las plantas y sobre todo de los bonsai. Tiene el mini invernadero de Ikea, una pieza de decoración que me encanta y a la que le puedes sacar mucho partido no sólo para plantas. Él lo utiliza como el típico invernadero, pero con la llegada del calor y la subida de temperaturas tuvo que desalojarlo para colocar las plantas en un ambiente más fresco. 
Se quejó por tenerlo "bajo mínimos" así que decidí hacerle una planta que no fuera a sufrir las inclemencias del tiempo, que no hace falta regar y que es preciosa. Estos cactus son perfectos para decorar cualquier parte de la casa y la maceta de cerámica le aporta un aire de realismo increíble. Para darle un toque de color le añadí dos flores en tonos amarillentos que casan muy bien. Y lo más importante ¡es un cactus que no pincha!
Creo que acerté con mi regalo y que le gustó mucho, el pequeño cactus ya está en su invernadero.

Mi perro mola #13


Muffin es un perrito muy dormilón. Esta foto es de hace ya algún tiempo y todavía era un cachorrito. Supongo que como los bebés, es normal que duerman muchas horas al día pero recuerdo que me llamaba la atención que durmiera tantísimo.
Esta foto me gusta mucho porque está adorable. Os cuento que no tanto, pero sigue con su faceta dormilona y no perdona la siesta bajo ningún concepto, puede que sea más o menos larga pero siempre duerme un ratito después de comer.

miércoles, 29 de julio de 2015

Monederos Étnicos




Recientemente, también hice estos monederos con tela étnica. Los dos primeros tienen un un ancho de aproximadamente 12 cm. y el último de 14 cm. 
Viendo las fotos, os percataríais de que el primero y el último, a pesar de diferenciarse en la medida de la cremallera quedaron igual en el corte de la tela. El segundo me gusta especialmente porque el azul predominante de las rayas estrechas contrasta muy bien con el ribete ancho que es el punto fuerte de este tejido.
Todos ellos tienen la cremallera y el fieltro del interior en color negro.

Calcetines Étnicos para móvil


Aprovechando que hoy he ido a comprar una nueva tela para mi próximo proyecto de patronaje y que esa tela es también étnica aunque con otros tonos, hoy os enseño el partido que se le puede sacar a este estampado que queda precioso en diferentes proyectos.
Hace unos días hice estas fundas para iPhone tipo "calcetín". Si os fijáis, utilizado la misma tela he obtenido dos fundas completamente distintas cortando a diferentes alturas. El interior se lo puse en fieltro negro y la más pequeña tiene un corchete para cerrar la parte superior. Una forma muy cool de proteger el móvil contra roces.

martes, 28 de julio de 2015

Matrioska con chal rojo


He hecho una segunda matrioska, esta que veis en la foto y que mide también 15 cm. aproximadamente. La estructura es igual que la anterior pero con una decoración y colores distintos.
La verdad es que también me gusta mucho con el chal rojo intenso decorado con esas flores rosas de estilo japonés y el cuerpo en un azul menos llamativo lo que hace que ambas partes casen a la perfección. La gran flor amarilla le da un toque de alegría al conjunto para conseguir una preciosa matrioska con la que decorar algún rincón de la casa.  Yo la mía la he puesto en mi librería franqueada por libros y me parece que queda muy bonita.
Esta en concreto no era para mí pero sé de buena tinta que a su dueña le gustó mucho. Espero que la disfrute.

viernes, 24 de julio de 2015

Monedero (Flores burdeos y azules)


De nuevo he utilizado esta preciosa tela para coser, en este caso, un monedero. Es una tela sencilla con base en blanco roto y decorada con flores de distintas formas en tonos azules y burdeos que le dan un aire retro al estampado.
En esta ocasión elegí la cremallera y el fieltro para el interior en tono granate aunque el azul también le hubiera quedado muy bien.
Este es un monedero que hice hace tiempo pero que todavía no había enseñado en el blog y esta tela ya la he utilizado para muchas creaciones, para que veáis cuanto partido se le puede sacar a una misma tela.

martes, 21 de julio de 2015

Mi perro mola #12


Compartir la vida con un perro es algo maravilloso y por eso Muffin en su día y sin soltar su pelota, desea a todos los perretes del mundo feliz Día Internacional del Perro.

lunes, 20 de julio de 2015

Costura Vintage, de Annabel Bénilan

TÍTULO: Costura Vintage
AUTOR: Annabel Bénilan
FECHA DE PUBLICACIÓN: Año 2015
PÁGINAS: 80
ISBN: 978-84-16124-72-5
FORMATO: 21,00 x 25,50 cm.
PRESENTACIÓN: Rústica con solapas
EDITORIAL: Larousse
PRECIO: 15,00 

Sinopsis: La elegancia de los años 50, en tus manos. 
24 modelos de la década de 1950 y patrones rediseñados según las formas actuales: falda acampanada o falda tubo, vestido ajustado al estilo Audrey Hepburn, conjunto Rockabilly, vestido abrigo y cuerpos entallados… ¡de lo más vintage! 
Con fantásticas ilustraciones de época, cada modelo va acompañado de descripciones precisas de cada paso, dibujos y esquemas de cada parte y sugerencias para enriquecer y personalizar cada propuesta. 

Para cada modelo se ofrecen: plano de corte, esquemas de montaje, instrucciones y patrones a tamaño real en tres tallas 36/38 – 38/40 – 40/42 

Opinión: 
Coser se ha convertido en una de mis pasiones por eso hoy os voy a hablar de este libro publicado por Editorial Larousse. No se trata de un libro de costura al uso ya que su contenido se centra en la confección de prendas vintage. 
Cuenta con una inmensa variedad de modelos. Todos ellos nos transportarán a otra época, a la elegancia y refinamiento de los años 50 con sus vaporosas faldas y vestidos. El estilo vintage es mi debilidad, ¡me encanta! pero cabe destacar que todos los modelos que se proponen en el libro son perfectamente ponibles en la actualidad y en último extremo ajustables a los gustos de cada persona.
El libro tiene una maquetación preciosa con un color rojo pasión que destaca sobre el blanco de la portada. En su interior encontraremos un figurín a todo color para cada una de las propuestas con el modelo perfectamente identificado. Tanto al principio como al final del volumen están los patrones para crear estas maravillosas prendas, a tamaño real. 
Las explicaciones e instrucciones para el montaje de las prendas en la última mitad del libro están perfectamente detalladas y explicadas. No hay posibilidad de duda o error. También es importante destacar que cada uno de los modelos nos detalla el tipo de tela que debemos utilizar para realizar dicha prenda. Esto es de vital importancia pues a mi me suele pasar que nunca sé exactamente qué tipo de tela irá bien para la prenda que pretendo hacer. Suelo dar mil vueltas por la tienda, preguntar a las dependientas, etc. Si no escogemos la adecuada esto puede afectar al resultado final de la ropa y en este tipo de vestidos de los años 50 las formas en la tela es lo que les da el toque característico.
Me gustan mucho las propuestas; vestidos, faldas, pantalones, chaquetas y una preciosa capa que me encantaría hacer para este próximo invierno.
Este es un libro que las amantes de la costura disfrutarán mucho. Despertará su creatividad y aportará diseños únicos a su fondo de armario, con prendas del pasado que están super de moda. Pero también es adecuado para aquellas que están dando sus primeras puntadas en el mundo de la costura. Elaborar una prenda con unas explicaciones tan buenas es una delicia que facilita el trabajo al máximo.

Puntuación: 9/10


La reseña en mi blog literario If I had a book.

miércoles, 15 de julio de 2015

Mi perro mola #11


Me encanta esta foto de Muffin. Parece posar para la cámara sentado en la puerta de mi habitación. Me gusta mucho su pose y esa carita dulce que me mira fijamente. Es una foto muy graciosa creo que por el pelo revuelto que tenía en ese momento. Le da un toque diferente a esa formalidad que quiere aparentar.

lunes, 13 de julio de 2015

Bote alfiletero (Lunares)



He de reconocer que conseguir este alfiletero me costó lo suyo. No es que me resultara difícil en su conjunto, pero  alcanzar el grado de perfección y el diseño que deseaba no fue fácil. 
Dudé entre varias combinaciones de colores aunque tenía claro que la tela que quería usar era esta de lunares grandes que se ve en la foto.
Este fue el resultado final, un pequeño bote alfiletero con dos posibilidades de posición. Los alfileres están perfectamente guardados en su interior sin posibilidad de que acaben desperdigados por todas partes y con unos cuantos clavados en la parte superior tengo suficiente, de todas maneras si necesitara más sólo he de abrir la tapa y cogerlos del interior.
Este alfiletero me parece todo un acierto en el aspecto decorativo y práctico.

jueves, 9 de julio de 2015

Tricot, de Ainhoa Rebolledo

TÍTULO: Tricot
AUTOR: Ainhoa Rebolledo
FECHA DE PUBLICACIÓN: Año 2013
PÁGINAS: 192
ISBN: 978-84-939718-4-7-84-939718-4-7
FORMATO: 15 x 23 cm.
PRESENTACIÓN: Rústica con solapas
PRECIO: 14,90 €

Sinopsis: Unas chicas desencantadas aprenden a tricotar para calmar su angustia. Casi sin querer, terminan fundando en Barcelona un club de tertulia literaria y calceta creativa: las Tejedoras del Metal. Sin embargo, en un ajuste de cuentas, Leopoldina Roble, Crisis Carballo y Elena Rebollo deciden fundar La Liga de las Mujeres Extraordinarias con el único y ambicioso plan de sobrevivir con elegancia.
Tricot es la historia de su fracaso.

Prólogo de Nacho Vigalondo
Epílogo de Dídac Alcaraz

«Ainhoa Rebolledo escribe con un estilo inconfundiblemente suyo: escribe sobre su relación con las bicicletas, pone las comas, los puntos y las mayúsculas donde le sale de las narices y no pierde el ritmo y el sentido de la armonía lectora en ningún momento pese a que es una metralleta. Me entusiasmo con Ainhoa Rebolledo, una mujer que escribe como se habla y cuya literatura tiene la misma velocidad que sus palabras. Me quito el cráneo.»

Juan Soto Ivars, Premio Ateneo Joven 2013

Opinión:
Tricot no es una novela propiamente dicha y no resulta fácil encuadrarla. Como bien la define su autora (Ainhoa Rebolledo) se trata de una conversación entre tres amigas transcrita, palabra por palabra. Sin pelos en la lengua.
Es un libro muy ligero que se lee con rápidez, sobre todo porque su lenguaje coloquial y directo engancha desde el principio. La historia se centra en las reflexiones de tres amigas; Elena, Crisis y Leopoldina que desencantadas con la vida en general y los hombres en particular deciden fundar la Liga de las mujeres extraordinarias y aprender a hacer tricot como vía de escape. Crearán Las tejedoras del metal, un club de calceta para unas chicas a las que no les entusiasma lo de calcetar, pero sí lo de reunirse y conversar. Entre lana y agujas escucharemos todos sus problemas, reflexiones, llantos...
Es una obra inteligente, entretenida, y que podría ser definida con la expresión "como la vida misma". ¡Y con una portada chulísima!
La descubrí por casualidad, supongo que debido a mi gusto por el tricot, sabe Dios que andaría buscando por internet cuando Google, en su infinita sabiduría, me sugirió este libro que por supuesto decidí comprar. El argumento me llamó mucho la atención y también la autora, gallega, joven. Sólo cosas buenas podían pasar...

Puntuación: 8/10


La reseña en mi blog literario If I had a book.

viernes, 3 de julio de 2015

Mi perro mola #10


¿A quien no le gusta un rayo de sol en invierno? Cuando el frío aprieta, Muffin agradece toparse con un cuadradito de sol y descansar largo rato absorbiendo todos los nutrientes que Lorenzo le proporciona. 
Esta foto fue tomada hace tiempo y en ella está Muffin sentado en el suelo del salón mientras se relaja y combate el frío del invierno con una buena dosis de sol. Tiene consigo su inseparable calcetín, un sencillo juguete con el que adora divertirse.

miércoles, 1 de julio de 2015

Punto Bobo #1

JUNIO

Proyectos empezados:

Con estas preciosas lanas Katia he empezado a ganchillo unos patucos para bebé cuya primera suela ya se intuye. De momento apenas he avanzado y aún me queda bastante por hacer. Dedicaré días de este mes a hacerlos y añadirles unas pequeñas manoplas a juego.
Todo depende del resultado que le siga añadiendo más complementos en estas tonalidades.






De momento solo son unos cuantos ovillos de lana de diferentes colores y un ganchillo de 4,5 mm. Pero esta lana a lo largo del mes de julio se transformará en una preciosa Matrioska de amigurumi cuya creación me ilusiona mucho pues no es para mí. Tendrá otro diseño distinto a la que ya he hecho.
Me esmeraré al máximo para que queda tan bonita o más y espero que a su futura dueña le guste.




Proyectos acabados:

Estos agarraderos fue uno de los proyectos acabados durante el pasado mes de junio. Su elaboración resultó un trabajo entretenido y mi iniciación en el mundo del Patchwork. 
Nunca había hecho ningún proyecto para la casa de este tipo por lo que me ha gustado meterme de lleno en la confección de los agarradores que todo sea dicho, quedan divinos colgados en la cocina.
Regalé ambos, uno a mi madre y otro a mi tía y os puedo decir que les encantaron.


También hice una nueva muestra a calceta, este cuadrado en Punto Arroz que añadiré a la manta que estoy haciendo.
Este cuadrado es el tercero de la manta y espero poder ir haciendo más puntos diferentes a lo largo de los meses.
Fue algo premeditado el haber escogido el color blanco para hacerlo. El resultado me gusta mucho pues es un punto muy mullido y vistoso que supongo aplicaré a otras creaciones diferentes.

Este amigurumi es lo último que acabé este mes. Se trata de una Matrioska que, en general, gustó mucho a la gente a la que la enseñé.
Hacía mucho que quería hacer una y esta se convirtió en un nuevo reto que emprender este principio de verano. Ahora luce en mi estantería junto a algunos de mis libros. Y ahí se quedará esperando por alguna compañera que le espero hacer en lo próximos meses.






RESEÑAS

 Este mes tuve el placer de disfrutar de dos Libros DIY, uno de ellos fue este, Patchwork, de Dami Ruiz. Supuso que me adentrara en este mundo y que me iniciara con la realización de los agarraderos de cocina que os enseño en los proyectos finalizados.
No descarto hacer alguna cosa más con esta técnica pues lo que sí que me apetecería mucho tener es una colcha de retales.
Espero hacer algo más y alternar algún proyecto de patchwork con otros tantos que tengo pendientes.
Mollie hace ganchillo es un libro tan bonito como didáctico. Con una presentación exquisita y unos proyectos con aires retro pero modernos.
Este es otro de los libros que descubrí este mes y que proporcionó la oportunidad de hacer la matrioska que os enseño arriba en los proyectos finalizados. 
Como me suele pasar en estos casos, uno nunca es suficiente y hay muchas cosas del libro que quiero hacer.









LIBROS


En el apartado de novela este mes compré varios libros y leí otros tantos, El club de la calceta, de María Reimóndez fue uno de ellos y es el único de mi lista mensual que se desarrolla en este mundo, por eso os hablo de él.
Lo compré porque la autora, de la que soy fan venía a Lugo a un evento literario y quería que me lo firmara. Sin embargo la fecha acabó coincidiéndome con un examen y me lo perdí. Pero bueno, así tengo la oportunidad de leerlo y tenerlo en mi biblioteca personal mientras espero a que María Reimóndez vuelva por Lugo y de esta forma me lo pueda dedicar.